viernes, 26 de noviembre de 2010

LAS HERMANAS AGAZZI

INDICE
  1. INTRODUCCION                            
  2. BIBLIOGRAFIA                              
  3. CONTEXTO HISTORICO                           
  4. PRINCIPIOS PEDAGOGICOS          
  1. METODO DE ENSEÑANZA             
  2. INVENTOS                                     
         6.1   JUEGOS
  1. APORTES                                        
  2. PROYECCION DE SU LABOR           
  3. PENSAMIENTO Y OBRA                             
  4. RELACION CON OTROS AUTORES  
  5. TRANSENDENCIA DE SU LABOR   
  6. CONCLUSION 
  7. BIBLIOGRAFIA


  1. Introducción.
A lo largo de este trabajo, no solo vamos a conocer los aspectos más fundamentales de las Hermanas Agazzi, sino que aprenderemos a, como dijo Rosa Agazzi, que se debe “hacer llegar al alma infantil las primeras sensaciones de una vida basada en el orden siempre y en todas partes, fruto de tolerancia, de generosidad, sobre todo de respeto recíproco, y establecer relaciones de efectividad entre los miembros de la pequeña sociedad infantil, único y eficaz punto de partida para echar los cimientos del derecho y del deber”.
Las Hermanas Rosa y Carolina Agazzi, desarrollaron importantes conocimientos para la intervención con los menores, y como veremos a lo largo de este trabajo, juegan un papel fundamental en la educación infantil, ya que sus métodos siguen siendo una importante referencia para el trato con lo menores.
  1. Bibliografía

Las Hermanas Agazzi: Rosa Agazzi (nace en 1866 y fallece en 1951) y Carolina Agazzi (nace en 1870 y fallece en 1945). Son pedagogas italianas nacidas en Volengo (Verona). Trabajaron en la educación infantil de 0 a 6 años. Rosa Agazzi dirigió la casa de los niños de Mompiano (Brescia) a partir de 1896, sirviendo de modelo a otros jardines y escuelas que llevan el nombre de las hermanas Agazzi.
         En cuanto a su método, se basa en respetar la libertad, experiencia y espontaneidad personal  de los niños y las niñas. Sus prioridades de enseñanza eran la salud, la higiene, la cultura física y el lenguaje cultiva las artes musicales y plásticas así como las labores domésticas incorporadas a su rutina diaria. Su principio metodológico fundamental es que el uso de las cosas tiene que ser inteligente y vivo, basado en la actuación y observación de vivencias,  respeta  la libertad y la  espontaneidad del niño Por ultimo, tienen una canción para realizar cada actividad.
         Este método ha sido presentado como contrapuesto al método de Montessori. No obstante las Agazzi lanzaron fuertes críticas sobre Montessori debido a que “competían” por ser las primeras en cuanto a vanguardia pedagógica y sus métodos tenían ciertos matices de diferencia. Así como Montessori educaba la idea de “liberar al niño” de la opresión adulta, Agazzi lo quiere “preparar”, “adiestrar” para ser libre en el mundo exterior.
En 1927, las hermanas se jubilan, pero continúan su labor, junto a un grupo de colaboradores, que aún se mantiene, a través del Centro de Pedagogía de la infancia, institución encargada de difundir y publicar la obra de estas educadoras. El 1 de Febrero de 1985, fue levantada la “Kindergarten” Escuela Privada Rosa Agazzi, en la ciudad de Comayagüela. Ésta arquitectura fue fundada en honor a una de las hermanas Agazzi, concretamente a Rosa Agazzi, la cual fue pionera junto con su hermana, en el terreno de la Educación Preescolar dado en Italia.


  1. Contexto histórico
         Este método  estuvo marcado por una época llena de pobreza y guerra, donde  a principios del siglo  XIX Italia  no constituía un Estado sino que estaba fragmentado, por lo que  debían hacer un sobreesfuerzo educando a niños con distintas lenguas. Por esto, se trataba   de un método muy económico con la utilización de materiales asequibles a cualquier nivel socioeconómico.

  1. Principio pedagógicos
           Los principios educativos propuestos por las hermas Agazzi son los siguientes:
          - El carácter globalizador: Mantener el principio de globalizador en la enseñanza de los niños pequeños, ya que no solamente se puede desarrollar un área en el niño o niña.
          - El valor de la alegría: Es juego libre y ordenado en un ambiente de tipo afectivo, en el que se respeta los ritmos y necesidades infantiles, además de motivarlos a seguir con su aprendizaje por ellos y ellas mismos / as.
          - El conocimiento a través de la observación: Este hace referencia a que por medio de la observación es capaz de crear sus propios conceptos.
          - La valoración de la actividad que realiza el niño/a: Es la necesidad de pensar en algo y por consiguiente y experimentar. De esa manera llegan al razonamiento.
          - El valor del orden: orden material, estético, espiritual, moral, social y armónico.

          Todos estos principios educativos aportados por las hermanas Agazzi, están basado en el uso inteligente de las cosas a través de dos instrumentos:
           - El museo didáctico: consiste en colecciones variadas de pequeñas cosas y objetos, que niños y educadores van aportando. Estos objetos, están dotados de características de sencillez y claridad, que los hacen atractivos para los niños y estimulan el juego y la adquisición de conocimientos importantes como las formas, los tamaños, el volumen, etc.
           - Las contraseñas: son símbolos inteligibles para los niños que ayudan a ordenar su actividad y conservar el orden de las cosas y del ambiente.
      5.   Método de enseñanzas
            Rosa y Carolina Agazzi fueron dos  hermanas pedagogas italianas que trabajaron en el ámbito de la educación infantil con niños y niñas hasta los 6 años de edad.
             Las hermanas Agazzi, desarrollaron un método de enseñanza.  Este método se basa en respetar completamente la espontaneidad y la libertad del niño a través de un trabajo independiente. Los contenidos han de ser presentados mediante actividades lúdicas.
              Las hermanas Agazzi, tenían una canción para realizar cada actividad. Estas dos pedagogas, organizaron el aula de forma circular. Principalmente  trabajaban para el desarrollo del niño/a y para prepararles para la vida. Ellas querían adquirir en los niños y niñas un orden, agilidad y precisión. Es muy importante destacar, que en método querían promover en las maestras que la escuela donde los niños y niñas pasaban el resto del día, era una continuidad de la vida familiar, ambas estarían conectadas.
          1. El niño/a aprende o asimila conceptos utilizando la intuición.
2. La didáctica se basa en un uso inteligente de los objetos realistas que obtienen del entono de la escuela.
3. Realizan actividades provenientes del hogar y la vida cotidiana. Algunas de estas son: lavarse, vestirse…
4. Se proporciona a los niños un ambiente cálido y afectivo, similar al hogar.
5. La alegría, el juego y la relación con una educadora maternal son elementos fundamentales de esta metodología.
6. El método también se basa en la educación del lenguaje, a través  del canto y el ritmo corporal.
  • Por otro lado, las  áreas fundamentales de su sistema fueron:
        - La educación sensorial: este tipo de educación se desarrolla ordenando por colores, materias y formas a los objetos.
        -La instrucción intelectual: se basa en la exploración del mundo y la percepción natural de los conceptos.
        -La educación del sentimiento: Es muy importante, puesto que contra la agresividad. Se desarrolla practicando la religión ( ya que querían desarrollar y cultivar el espíritu religioso., la educación física y la educación moral.
 6.  Inventos.
            Para realizar las actividades las Hermanas Agazzi, decidieron hacer uso de materias que no se usaban, lo que actualmente se conoce como reciclables, ellos lo llamaban “baratijas” para crear diferentes museos, el “Museo del pobre” o “Museo Didáctico”.
             A partir de aquí, las Hermanas Agazzi realizaban diferentes actividades, que nombraremos con mas detenimiento a continuación, para fomentar el aprendizaje, trabajar sus cualidades, la clasificación… Además para lograr que los niños aprendieran a organizar y clasificar, atribuían contraseñas basadas en dibujos o símbolos identificar los objetos y/o las personas.
          6.1   Juego.
                   A continuación, vamos a nombrar un juego que las Hermanas Agazzi, usaban para realizar y llevar a cabo los diferentes aprendizajes y cualidades. No debemos olvidar que fueron educadoras de niños cuyas familias eran bastante humildes. Se trataba que los niños/as fueran capaces de investigar con el fin, de que el menor pudiera adaptarse de la mejor forma posible, a la sociedad del momento
                   La cesta de los tesoros: Consistía en sentar al niño o a la niña, de entre los 5 o 6 meses, cuando ya fuera capaz de mantenerse sentado, cerca de una cesta con varios objetos que se irían alternando, para facilitar que el menor pudiera acceder a ellos con mayor facilidad para que lo pudieran explorar. Esta actividad se llevaría a cabo hasta que el niño fuera capaz de caminar.
                  Los objetos utilizados para llevar a cabo esta actividad podrían ser, objetos naturales, (los que aportaba la naturaleza, frutas, piedras…) materiales metálicos (llaves, instrumentos musicales…) materiales de madera (cucharas de palos, maracas…) materiales de ropa, goma y piel, papel y cartón…
Los principales objetivos de esta actividad eran, desarrollar las capacidades de coordinación, como el niño/a a la hora de investigar primero elegía su pieza, luego la cogían para más tarde reconocerla a través de la boca, estimular el oído, la vista, el tacto… desarrollar la capacidad de reconocer los objetos de su entorno, fomentar la curiosidad innata del niño/a para investigar y descubrir, entre otros.
  1.  Aportes.
            La principal aportación que las Hermanas Agazzi han hecho a la educación infantil, es sin duda el método Agazziano, que consistía en formar a los niños/as para que fueran capaces de actuar por iniciativa propia, este método fue muy popular, ya que se usaban principalmente utensilios de uso diario.
             A las hermanas Agazzi, les preocupaba sobre todo la salud, la higiene, la cultura física y el lenguaje. Por ello, comenzaban cada mañana con la higiene personal, logrando que los niños/as más mayores no solo se preocuparan de su propia higiene, sino que se encargaran de ayudar a los más pequeños a desvestirse, y repartirles los jabones y las ropas. Al principio los niños/as eran incapaces de valerse por si solos, sin embargo después de unos días, la educadora solo se encargaba de lavarles el pelo y cortarles las uñas a los mas pequeños. Con estas actividades lograron que los niños/as no solo le preocuparan de su hábito de aseo diario, sino que también estuvieran pendientes y ayudaran al hábito de los demás.
Dentro de las tareas diarias, también se encontrabas las labores domesticas (poner la mesa, lavar la loza…) donde los más pequeños debían colaborar en la medida de lo posible, además de no descuidar la huerta escolar, y mantener la buena conducta.
  1.  Proyección de su labor.
           Las Hermanas Agazzi se caracterizaban por tener un método sencillo y económico, al que cualquier familia pudiera acceder. Se basaba en usar material usado y tradicional para realizar actividades en el aula y hacerlas comunes en la vida diaria, apoyado en los dibujos para fomentar los sentidos.
           Además cabe mencionar, que según los datos recopilados del ministerio de educación italiano, se sabe que en 1948, el 74% de las escuelas italianas, decidieron seguir el método Agazziano, que mas tarde se hizo popular en el resto de Europa. Sin embargo, no para todos los países sirvió de ejemplo, muchos otros, como España, decidieron usar varios elementos de su método, como los dibujos, las contraseñas o incluso el cuidado “maternal” de una educadora hacia el niño/a.
           Para las Hermanas, el lenguaje juega un papel fundamental en la educación del menor, ya que a partir de ella se pueden trabajar otros aspectos fundamentales para su desarrollo, como la educación sensorial, matemática, y de los objetos, entre otros. Aunque para trabajar el ritmo corporal usaban mucho las canciones. Sin embargo, el método de las Hermanas Agazzi, es reconocido sobre todo, por la práctica, es decir, por el continuo movimiento y dinamismo al que el niño estaba sometido.
       9.   Pensamiento y obra.
             Ellas llevaron a cabo su teoría con niños de ambientes desfavorecidos. Las hermanas Agazzi trataron de sustituir el material tradicional en el aula por actividades de la vida cotidiana.
             Los niños y niñas en la escuela llevarían a cabo las diferentes técnicas de la higiene diaria, de las tareas domésticas…siguiendo sus intereses y con los materiales que utilizarían a menudo.
             El material que los niños y las niñas utilizarían serían materiales de desecho, los cuales podrían llevar ellos mismos a la escuela. Las hermanas Agazzi, también veían importante llevar a cabo las diferentes canciones, ya que creían que el canto era un poderoso medio educativo.
             Ésta es una pedagogía que se basa en el juego, que es la actividad básica del niño. Todo en la escuela debía de ser juegos ya que estos motivan a los niños y niñas, les divierte y sin darnos cuenta, van aprendiendo. Los juegos aportan a los niños y niñas valores positivos.
              El maestro servía como una ayuda para los niños y niñas, eran un estímulo, pero es el propio niño o niña quien poco a poco se va formando.
El niño o niña, debe de descubrir el orden por sí sólo ya que así, descubrirá la libertad. Las hermanas Agazzi para ello, utilizan también elementos naturales: la tierra, el agua, el sol y el aire.
               También para ellas, era muy importante el dibujo ya que es un medio de expresión por el que el niño o niña se manifiesta.
                En las escuelas Agazzi, existen espacios para cultivar. El sistema Agazzi dice que los niños y niñas, al cultivar y ver como en poco tiempo va creciendo  la planta, se sienten satisfechos. En estas escuelas, el niño se siente libre, atendido y seguro como en familia. Aquí  los niños y niñas son protegidos por unos “tutores” que son niños y niñas mayores que ellos que les enseñan y les ayudan a ordenar todos sus materiales.
                El método Agazzi lo puede aplicar cualquier educador o educadora ya que no supone ningún gasto económico alto o técnicas complicadas.
Estos son algunos pensamientos de las hermanas Agazzi:
·         Rosa Agazzi "desea que ese mundo exterior esté en su casa (en el asilo) lo menos adulterado posible, trata que el edificio mismo tenga por fuera el aspecto de una casa, que esté rodeado de un jardín. Coloca muebles verdaderos, que puedan cambiarse de lugar (...) y un empleo del tiempo que excluya toda fantasía (...) se proponen tareas domésticas, recados y compras para la escuela tal como lo harían para la familia."
·         "El juego libre y ordenado, mediado por el ejercicio de la sociabilidad, la bondad y la fraternidad"
·         " (...) no creó un universo a la medida de los niños, se limitó a hacerlos vivir en su ambiente propio, familiar, y llevarlos paso a paso a descubrir en ese medio aparentemente conocido y vulgar, un mundo maravilloso, no exento de fealdades y de penas, pero pródigo en bellezas y en alegrías para quien supiera saber mirar y escuchar las armonías de la creación"
·         Rosa Agazzi, "sabe que la infancia es el reinado de los instintos y no de la razón, substituye las verdades promulgadas infringidas a modo de castigo por hábitos que se adquieren mediante el ejercicio y que paulatinamente suplantan a la misma naturaleza."
·         "Vigilar ansiosamente la semilla que nace, que brota, la flor que se abre (...) son, ciertamente emociones poco escolares"
·         "La obediencia pasiva, el silencio, la inmovilidad, considerados todavía con demasiada frecuencia como signos demostrativos del orden, no engendran el orden verdadero [sino que] tienden a ahogar la espontaneidad, la iniciativa, el querer interior que se expresa mediante impulsos originales, a encoger al niño sobre sí mismo, a engendrar disimulo o apatía".
           Las hermanas Agazzi publicaron numerosas obras, pero éstas son las que destacan:
·         Lingua Parlata, Brescia, Tipografía, editrice Queriniana, 1910.
·         L´abbicci del canto educativo, Milán, Voce delle maestre di asilo, 1909, y un volumen, Brescia, Societá editrice "LA Scuola", 1936.
·         Bimbi cantante, 2° edición, Brescia, Imprenta Geroldi, 1921.
·         Come intendo el museo didattico, Brescia, Ti´pografía Queriniana, 2° edición, 1928.
·         arte della poccole mani, 3° edición, Brescia, sociéta editrici "La Scuola",1936.
·         I metodi italiani, gli asili e il metodo agazzi e Pascuali, en educazzione nacionale, diciembre, 1926.
·         IL método Agazzi-Pascuali. Programma di educazione infantile. En colaboración con M. Boldini.
9.     Relación con otros autores.
          Para poder comentar las diferencias y semejanzas de las Hermanas Agazzi, y los demás autores, más concretamente Froebel y montesori, vamos hacer un breve resumen de los aspectos más fundamentales de los métodos que se llevaban acabo.
          El método seguido por Froebel, se basaba en la acción, juego y trabajo, dándole prioridad a las matemáticas y al lenguaje, donde el profesor debe servir de guía y llegar a ganarse la confianza de los niños/as para conseguir ser su amigo. Para Froebel, la escuela debía ser, la extensión del hogar.
          El método de Montesori, se basaba principalmente en el lenguaje, el orden, donde el niño debe ser limpio y ordenado, y el amor al ambiente, teniendo como objetivo la preparación del niño para una mejor adaptabilidad al entorno y lograr su independencia y la autonomía. El profesor debe ser un guía para el niño/a y nunca interrumpirlo.
          En cuanto al método Agazziano, como hemos nombrado a lo largo de este trabajo, se basaba principalmente en enseñar a los niños/as de lo más general a lo particular, desarrollando lo físico, moral e intelectual con materiales naturales, a través de lo juegos.
          Como hemos podido observar, las hermanas Agazzi, junto con Froebel, y Montesori, comparten la idea del juego como mecanismo fundamental para conseguir el objetivo con los niños/as. Sin embargo, para ambos, el objetivo es diferente, mientras las Agazzi se preocupan de crear un ambiente de responsabilidad, no solo con las actividades de la vida cotidiana, como hace Montesori, sino con el uso de materiales naturales, donde se les pueda sacar el máximo partidos a los objetos, de esta manera las Agazzi, a diferencia de Montesori, logra que aparte de ser autónomos, sean responsable con el medio que les rodea.
          Además, todos tienes un objetivo común, que los niños/as sepan adaptarse al medio que les rodea, e inculcarles la inquietud por descubrir, por aprender, aunque sea diferente el modo en el que lo realizan, por ejemplo, Froebel les trasmite este valor a través de ganarse su confianza, intentado que los niños/as se sientan como en su hogar, Montesori, en cambio, intenta llegar a este valor a través del cariño, aportándoles amor y facilitándoles lo necesario para cada ocasión, y por ultimo las Agazzi, que intentan trasmitirle la inquietud dejándoles que descubran los objetos, a través, como ya hemos nombrado en el apartado 6.1, juegos naturales que se irán rotando.
          En conclusión, las Hermanas Agazzi, se diferencia de los demás autores, en el uso de los materiales “naturales”, que permita a todos los niños sin distinción económica, a poder llevar a cabo las actividades realizadas en el aula, además de dejar que cada uno inspeccione lo que mas le llame la atención. Que a diferencia de Montesori y Froebel, ellos usaban materiales “vivos”
       11. Transcendencia en su labor.
             Las hermanas Rosa y Carolina Agazzi, dejaron un gran rastro en la historia de Italia para la reforma de la educación infantil. La casa de los niños de Mompiano (Brescia,) un jardín de infancia para niños pobres, que ella dirigió a partir de 1896, ha servido de modelo a muchos otros jardines y escuelas que se levantaron con el nombre de las hermanas Agazzi.
             El Método Agazzi se basa en la espontaneidad y experiencia personal de los niños, y en la vida hecha en comunidad. Ellas utilizan materiales como cajillas, botones… poco costosos y que se encuentran en la vida cotidiana. Este método esta contrapuesto  al método de Montessori. Existen varios centros educativos alrededor del mundo entre que aplican el método agazziano. Estas pedagogas son consideradas de la Escuela Nueva. Ellas dieron gran importancia las actividades cotidianas y rutinas (alimentación, higiene, vestirse). Las hermanas Agazzi, dieron una gran importancia a los materiales de desecho, ya que los niños y niñas, los podían llevar incluso desde sus casas.
       12. Conclusión.
El método de las hermanas Agazzi  se basa en la  libertad, espontaneidad, creatividad y experiencia personal de los niño/as y en su día a día. Además, la enseñanza debe cubrir todos los aspectos del niño basándose en el principio de globalización, dejando al niño que conozca  por su propia naturaleza. La educadora deberá de observar cuidadosamente al niño/a y ayudarles en lo que necesiten.
En la escuela se  ha de trabajar a partir del “museo” objetos que los niño/as manipulan con frecuencia y que les son de gran valor afectivo. Es importante para ellas el orden de tipo material moral. Se han de distribuir en el aula de tipo circular, facilitando la comunicación entre los niño/as y la educadora para que este ambiente enriquecedor contribuya al aprendizaje. Y por último, en lo que se refiere a la personalidad, se han de cuidar los aspectos físico, intelecto, ético-social (orden y disciplina), pero no tienen como meta que los niños creen nuevas relaciones sociales más allá del ámbito familiar.

Por otro lado, Rosa y Carolina Agazzi  han dejado un rastro en la historia de Italia para la  reforma de la educación infantil. La casa de Mompiano  ha servido de modelo a otros jardines o escuelas que se levantaron con el nombre de  las hermanas Agazzi (se denominan Escuelas Agazzi). Muchos centros en todo el mundo han aplicado este método, pero  dando gran importancia a las actividades cotidianas y rutinarias (alimentación, higiene, vestirse…), al ambiente escolar o continuidad de entre el colegio y la escuela. Ellas daban gran importancia a los materiales de desechos, para que los niños/as pudiesen traer cualquier cosa desde casa (cartón, botellas de plástico...) al igual que con materiales naturales (Piedras, castañas…). Sin embargo, en España es donde menor influencia hay de este método, pero existen dos cosas que  se las debemos a las Agazzi;  el uso de contraseñas y el reconocimiento de cierta función maternal de las  educadoras infantiles.


      13. Bibliografía

Seguidores